Amplificación Monaural: El uso de un solo audífono en vez de dos.

Amplificación: Es el uso de audífonos o de otros equipos electrónicos que aumentan el volumen del sonido y que hacen más fácil recibirlo y comprenderlo.

Amplificación Binaural: Los audífonos que se usan en ambos oídos.

Aparato del Oído, Audífono, Aparato Auditivo, Prótesis Auditiva, Auxiliar Auditivo Electrónico: Un aparato electrónico que amplifica el sonido y se coloca dentro del oído. Un aparato del oído consta de un micrófono, un amplificador (hace la señal mas fuerte) y un receptor (bocina de sonido). El sonido entra generalmente al oído a través de un molde usado dentro del oído. El estilo más común para niños es un aparato detrás del oído, el cual se coloca detrás de la parte trasera y alta del oído y se conecta a través de un pequeño tubo al molde del oído. (Ver Audífono de conducción ósea y Audífono anclado en el hueso).

Aparatos de Comunicación que Alertan y Ayudan: Este término es usado para describir equipos o sistemas disponibles para ayudar a personas sordas o hipoacúsicas a incrementar, mantener y mejorar su comunicación, su vida social y su funcionamiento independiente en el medio ambiente. Algunos de estos aparatos incluyen: buscapersonas inalámbricos, videoteléfonos, servicio de retransmisión IP computarizado, charlas a través de mensajería instantánea, TTY (teléfono de texto) o TDD (equipo de comunicación para sordos), teléfonos con amplificación, sistemas de alerta, despertadores, relojes y beepers con vibración y detectores de humo con destellos de luz.

Área o Zona del Habla: En una gráfica audiológica, expresada en decibeles y frecuencias, es el área en la cual ocurren la mayoría de sonidos conversacionales del lenguaje hablado. Esta área es llamada la “banana del habla” porque tiene esta forma sobre la gráfica. Uno de los propósitos de usar audífonos es amplificar el sonido dentro del área del habla. Esto no es posible con todos los tipos o grados de sorderas.

Audiciónfuncional: Término que describe la utilidad del residuo o resto auditivo de una persona, cuando éste se amplifica con un audífono, para oír y comprender información a través de la audición solamente.

Audífono Anclado en el Hueso (BAHA, por sus siglas en inglés): Es un audífono de conducción ósea implantado quirúrgicamente. El sonido es captado por un micrófono en el procesador externo, transmitido a un implante de titanio colocado en el hueso mastoideo y conducido a través del hueso hasta el oído interno. Este tipo de audífono puede ser una opción para un niño o adulto que no pueda usar audífonos tradicionales, debido a diferencias físicas en la estructura del oído externo o del oído medio.

Audífono de Conducción Ósea: Funciona de manera muy similar al audífono tradicional, excepto que el sonido es transmitido a través de un cable hasta un oscilador óseo (vibrador).

Audiograma: Es una gráfica sobre la cual se traza la capacidad de una persona de escuchar sonidos de diferentes grados de velocidad (frecuencias o tonos), a varios niveles de sonido (intensidad o volumen). Los números de arriba muestran las frecuencias o tonos graves sobre la izquier- da y los tonos agudos sobre la derecha. Los números que van de arriba hacia abajo, al lado izquier- do del audiograma, muestran los niveles de sonido o el volumen.

Audiólogo: Es un profesional certificado al cuidado de la salud, quien posee una carrera en audiología y es un especialista en exámenes auditivos y en otras áreas de servicios auditivos, incluyendo adaptación de audífonos y recomendaciones para servicios de rutina. Un audiólogo pediátrico es alguien que se especializa en evaluaciones infantiles. Un audiólogo de rehabilitación es quien se especializa en terapias para todos los que han perdido la audición. No hay licencias independientes para este tipo de especialidad.

Audiometría de Reacciones Conductuales (BOA, por sus siglas en Inglés): Durante este tipo de audiometría, un audiólogo evalúa las respuestas de un niño pequeño al sonido, a través de la observación de las expresiones faciales del niño, los movimientos del cuerpo y otras reacciones de comportamiento. Una variedad de sonidos de tonos graves y agudos deben presentarse a varios niveles de volumen (intensidad). Este examen es sólo una parte de una eval- uación audiológica completa.

Audiometría en Condiciones de Juego: Durante este tipo de audiometría, el audiólogo evalúa la respuesta de un niño pequeño al sonido, a través del uso de un juego estructurado. Por ejemplo, puede que se le enseñe a un niño a lanzar un bloque dentro de un recipiente cuando escuche un sonido. Una variedad de sonidos de tonos graves y agudos deben presentársele al niño a varios niveles de intensidad o volumen. Este examen es sólo una parte de una evaluación audiológica completa.

Audiometría Visual Reforzada: Durante este tipo de audiometría, un audiólogo mide la respuesta de un niño pequeño al sonido, a través de la observación de la respuesta condicionada del niño al combinar luz y sonido. Por ejemplo, el audiólogo combina la presencia de un sonido que el niño definitivamente puede oír, con la acción de un juguete que tiene luces y movimiento. Cuando el niño ha aprendido a mirar el juguete después de escuchar un sonido, pueden usarse una variedad de sonidos de tonos graves y agudos, a varios niveles de volumen (intensidad). Este examen es sólo una parte de una evaluación audiológica completa.

Barridas Audiométricas, Tamizaje Auditivo: Un examen auditivo tipo “pasar/remitir,” diseñado para identificar a los infantes o niños que requieren una evaluación audiológica adicional, para excluir o confirmar la presencia de una pérdida auditiva.

Cóclea: Es el nombre de una porción interna del oído, la cual contiene en un oído típico las célu las ciliadas responsables de transmitir sonido por el VIII (octavo) nervio auditivo al cerebro.

Conducción por Vía Ósea: Es el proceso a través del cual el sonido es transmitido al oído interno por la vibración de los huesos del cráneo en respuesta al sonido. Durante un examen auditivo de conducción o vía ósea se coloca un vibrador en el cráneo, en la parte trasera del oído. Las vibraciones de sonido pasan por el hueso, sin pasar por el oído externo ni el oído medio, lo cual permite examinar directamente el oído interno. Este examen debe ser parte de una evaluación audiológica completa.

Conexina 26: Es una proteína que juega un papel importante en el funcionamiento de la cóclea. Las instrucciones de esta proteína son encontradas en muchos genes, incluyendo uno llamado gen GJB2. Estudios genéticos indican que un número significativo de recién nacidos con pérdida auditiva, que no tienen un síndrome, podrían tener una variación en el gen GJB2. (Ver Pérdida auditiva genéti- ca).

Decibelio (dB): Es la unidad de medida del volumen o intensidad del sonido. Cuanto más alto sea el nivel dB, más fuerte será el sonido. En la descripción de la pérdida auditiva, el nivel dB más alto indica la pérdida auditiva más severa.
Discapacitado Auditivo: Un término clínico o médico que se usa para describir a una persona cuya audición está por debajo del rango normal. Este no es el término que en general prefieren quienes tienen una pérdida auditiva. (Ver Sordo, Hipoacúsico.)

Edad de Escuchar: Término usado para describir cuánto tiempo lleva un niño usando un audífono y teniendo la oportunidad de escuchar. Por ejemplo, después de que un niño ha usado un audífono por un año, su edad de escuchar será de un año. Un niño con un año de edad de escuchar podría estar diciendo hasta ahora sus primeras palabras, aunque su edad cronológica (edad a partir del nacimiento) pueda ser mayor.

ENT (Siglas en Inglés de Ear, Nose, Throat [oído, nariz, garganta]): Es un doctor en medicina que se especializa en el tratamiento de los oídos, la nariz y la garganta, y que también es llamado otorrinolaringólogo u otólogo.

Etiología de la Pérdida Auditiva: La causa de la sordera.

Evaluación Audiológica: Es un examen practicado por un audiólogo certificado, para deter- minar la presencia de una pérdida auditiva, qué frecuencias o tonos están afectados, qué tan severa es la pérdida auditiva y de qué tipo de sordera se trata. La evaluación también incluye la recomendación del mejor camino para el tratamiento relacionado con la pérdida auditiva. Si se recomienda un aparato para oír, se procederá a determinar cuál es el mejor audífono, como parte de la evaluación.

Examen de Emisiones Otoacústicas (OAE, por sus siglas en Inglés): Un examen del oído que se usa para verificar el funcionamiento de la cóclea (parte del oído interno). Durante el examen, un pequeño aparato (sonda) se coloca en el oído del bebé y una computa- dora graba la respuesta. El examen es muy sencillo y no lastima. El examen de OAE frecuente- mente se hace como un tipo de examen del oído antes de que el bebé deje el hospital. Esto debe hacerse como parte de una evaluación audiológica diagnóstica completa para infantes y niños pequeños.

Frecuencia: El número de vibraciones de un sonido por segundo. La frecuencia, expresada en Hertzios (Hz), determina la velocidad del sonido. Los números bajos de Hz representan velocidades bajas de sonidos (tonos graves); los números altos de Hz representan velocidades altas (tonos agudos).

Ganancia: Término que describe la cantidad de amplificación proporcionada por un audífono. Por ejemplo, un niño con un nivel auditivo de 70 dB (decibelios), que, cuando se amplifica, escucha a 30 dB (decibelios), está experimentando una ganancia de 40 dB.

Habilitación Auditiva: Es una terapia diseñada para ayudar a una persona que ha perdido la audición a hacer un uso más eficiente de su resto (residuo) auditivo. Esta terapia debe ser realizada por audiólogos o patólogos del habla y del lenguaje certificados, quienes se especializan en esta área. Un maestro certificado para sordos o hipoacúsicos podría también proporcionar la terapia de
habilitación auditiva.

Hipoacúsico: Médicamente o clínicamente es el término usado para describir a una persona que tiene una pérdida auditiva, ya sea permanente o fluctuante, que afecta su capacidad de detectar o comprender algunos sonidos, incluyendo el habla. Es el término preferido por la comunidad de sordos y medio sordos, más que el término “discapacitado auditivo”, cuando se habla de personas que tienen una pérdida auditiva y que también tienen y usan residuo auditivo para efectos de comunicación.

“Huggies”: Es el nombre de marca de un aparato de plástico en forma de círculo, diseñado para sostener el audífono en el oído. Los “Huggies” son populares para los infantes y niños pequeños, cuyos oídos no pueden sostener confortablemente el audífono puesto atrás del oído.

Implante Coclear: Es un aparato electrónico que estimula terminaciones nerviosas en el oído interno (cóclea), con objeto de recibir y procesar sonidos, incluyendo el habla. Un micrófono, un procesador del habla (pequeña computadora que cambia las ondas del sonido a un código especial de señales) y un transmisor (bobina que envía señales en código a las partes internas) se usan externamente. Un receptor pequeño (cambia las señales del código a pulsaciones eléctricas) y un conjunto de electrodos (llevan los impulsos eléctricos decodificados al nervio auditivo) se implantan quirúrgicamente.

Intensidad: El volumen del sonido, medido en decibelios (dB).

Molde del Oído: Una pieza individual de plástico o vinilo adaptada, que se usa en el oído externo y se conecta al audífono. Tiene un conducto, el cual lleva el sonido del audífono al oído.

Nervio Auditivo: Este nervio se conoce como el VIII (octavo) nervio del cráneo. Está localizado en el oído interno y conectado al cerebro. Es responsable de llevar al cerebro los impulsos nerviosos, resultado de la estimulación sonora.

Neuropatía Auditiva / Disincronía auditiva (AD/AN, por sus siglas en Inglés): Es un trastorno del sistema auditivo, causado por el procesamiento ineficiente de la señal auditiva (sonido) en alguna parte del trayecto entre las células ciliadas de la cóclea y el cerebro. Todavía se están haciendo investigaciones sobre este trastorno y se utilizan varios términos para describirlo. Algunos de estos términos son: neuropatía auditiva, disincronía auditiva y pérdida auditiva neural. Este trastorno se diagnostica usando información proveniente de un protocolo recomendado de exámenes audiológicos de diagnóstico (grupo de exámenes específicos), que incluyen: emisiones otoacústicas y potenciales evocados auditivos del tallo cerebral. Un niño con AD/AN puede no responder al sonido de manera típica y su capacidad de comprender claramente el habla puede verse afectada. Las opciones de tratamiento son individualizadas.

Otitis Media: Es un término médico para una infección del oído medio. Los niños que pade- cen otitis media recurrente podrían experimentar una pérdida auditiva fluctuante y podrían tener un riesgo de atraso en el habla. Puede haber la presencia de líquido, con o sin infección, lo cual puede causar una pérdida auditiva temporal, la cual puede llegar a convertirse en una pérdida auditiva permanente.

Otólogo: Es un médico que se especializa en problemas médicos del oído. (Ver ENT).

Pérdida Auditiva: Un término usado para describir un nivel auditivo menor al típicamente escuchado por la población en general. El rango de pérdida auditiva se caracteriza como se muestra abajo. El rango de la numeración adjunta a cada categoría específica podría variar ligeramente.

  • Audición normal             0 dB – 15 dB
  • Pérdida leve                      16 dB – 35 dB
  • Moderada                          36 dB – 50 dB
  • Moderada/Severa            51 dB – 70 dB
  • Pérdida severa                  71 dB – 90 dB
  • Profunda                            91+ dB

Pérdida Auditiva Adquirida: Es la pérdida de la audición que no se presenta en el momento del nacimiento sino después.

Pérdida Auditiva Bilateral: Es una pérdida auditiva de cualquier grado, presente en ambos oídos.

Pérdida Auditiva Conductiva: Es un tipo de pérdida auditiva causada por un bloqueo parcial o completo del oído externo o del oído medio. Este bloqueo impide que las ondas sonoras lleguen al oído interno a través de su ruta normal. En los niños, este tipo de pérdida auditiva generalmente puede corregirse médicamente y está asociada frecuentemente con otitis media.

Pérdida Auditiva Congénita: Es la pérdida auditiva presente al nacer o asociada con el proceso de nacimiento, o que se desarrolla a los pocos días de vida.

Pérdida Auditiva Genética: Pérdida auditiva que es causada por uno de muchos cientos de genes que son responsables de la pérdida auditiva y la sordera hereditarias. La pérdida auditiva puede ser parte de un síndrome (significa que el bebé tiene otros problemas) o no sindrómica (significa que el bebé no tiene otros problemas).

Pérdida Auditiva Progresiva: La pérdida auditiva que aumenta con el paso del tiempo.

Pérdida Auditiva Unilateral: Una pérdida auditiva en un solo oído, de cualquier grado de severidad.

Potenciales Evocados Auditivos de Estado Estable (ASSR, por sus siglas en Ingles): Es un examen que mide y graba la respuesta del cerebro al sonido. Este examen es similar al examen de potenciales evocados auditivos del tallo cerebral (ABR) descrito a continuación. El ASSR puede suministrar información más exacta sobre una pérdida auditiva profunda a una edad más temprana, comparado con un examen ABR.

Potenciales Evocados Auditivos del Tallo Cerebral (ABR, por sus siglas en Inglés): Es un examen auditivo que mide y graba la respuesta del cerebro al sonido. Durante el examen se colocan pequeños electrodos en la cabeza del bebé y se usa una computadora para medir la respuesta del cerebro al sonido. El ABR muestra si los sonidos están viajando a través del tallo cerebral hacia el cerebro. El examen no lastima y frecuentemente se realiza mientras el bebé está dormido. La versión de diagnóstico preventivo puede hacerse antes de que el bebé deje el hospital. Hay una versión más larga, que generalmente es parte de una evaluación audiológica diagnóstica completa para infantes y niños pequeños. Este examen también puede usarse con adultos, bajo determinadas circunstancias.

Residuo o Resto Auditivo: Es un término usado para describir la cantidad de audición utilizable presente en una persona que tiene pérdida auditiva.

Retroalimentación o “Feedback”: Es el silbido que se oye cuando el sonido amplificado regresa al micrófono. En un audífono, la retroalimentación puede ocurrir cuando un molde del oído no se ajusta bien y el sonido amplificado regresa al micrófono del audífono. Hay causas adi- cionales de retroalimentación, y una retroalimentación persistente debe discutirse con la maestra de padres de familia o con el audiólogo.

Sistemas Computarizados de Ganancia por Inserción: Un examen audiológico que mide qué tan eficazmente es amplificado el sonido por el audífono de un niño en particular. Durante este examen se coloca un pequeño aparato (micrófono sonda) en el canal auditivo, mientras, simultáneamente, se usan el audífono y el molde del oído.

Sistema de Frecuencia Modulada (FM): Es un dispositivo de asistencia auditiva, usado para reducir el problema de la interferencia del ruido de fondo y/o de la distancia entre el hablante y la persona con pérdida auditiva. El aumento del volumen del habla con relación al ruido de fondo también se conoce como la mejora de la relación señal/ruido. Un tipo de sistema de FM consta de un micrófono/transmisor (usado por el hablante) y un receptor (usado por el niño). La señal se transmite desde el hablante hasta el niño por medio de una señal de FM. Los sistemas de FM se usan mucho en escuelas y cada vez más en hogares, donde las familias los utilizan para ofrecerles a sus bebés y niños pequeños mejores experiencias de lenguaje y conversación.

Sordera mixta: Un tipo de pérdida auditiva que tiene dos componentes, una sordera conductiva y una sordera neurosensorial. (Ver Pérdida auditiva conductiva y Pérdida auditiva neurosenso- rial.)

Sordera neurosensorial: Es una pérdida auditiva debida a una anormalidad en la función del oído interno/cóclea (sensorial) o del nervio coclear (neural). Los avances en técnicas de examen y de diagnóstico por imágenes han hecho posible, en la mayoría de los casos, distinguir entre la pérdida auditiva sensorial y la neural, aunque el término neurosensorial sigue siendo la descripción más común de este tipo de sordera permanente. La mayor parte de las pérdidas auditivas que caen dentro de esta categoría son de naturaleza sensorial.

Sordo: Médicamente o clínicamente, es una pérdida auditiva tan severa que hace que un niño sea incapaz de comprender o procesar la información hablada a través de la audición solamente. Culturalmente, el término Sordo (con la letra S en mayúscula) se refiere a la herencia cultural y a la comunidad de personas sordas. (Ver Cultura de Sordos y Comunidad de Sordos).

Timpanometría: Es un examen que se usa para medir el movimiento del tímpano. No es un examen auditivo, pero proporciona información sobre qué tan bien están funcionando el canal auditivo, el tímpano, el canal de Eustaquio y los huesos del oído medio, y sobre la capacidad del oído medio de conducir el sonido al oído interno. La timpanometría es una parte importante de una evaluación audiológica completa, ya que las afecciones temporales del oído medio pueden afectar la interpretación de otros exámenes. También es útil para el otólogo en la determinación de la existencia de un problema del oído medio, que posiblemente requiera tratamiento médico.

Umbral: Este es el nivel de sonido más bajo o leve en el cual un individuo puede oír un sonido (usualmente un tono) el 50% del tiempo que dicho sonido se le presenta.

Umbral de captación: Este es el nivel de sonido más bajo o leve en el cual un individuo identifica o repite correctamente el 50% de palabras de una lista específica de palabras habladas de dos sílabas, durante una evaluación audiológica.

Umbral de detección: Este es el nivel de sonido más bajo o leve en el que un individuo puede detectar la presencia de habla el 50% del tiempo, durante una evaluación audiológica.